Ciudad de México.- Diputados y senadores del PAN, encabezados por el coordinador de la bancada en San Lázaro, Marko Cortés, exigieron el desafuero del diputado Tarek Abdala por sus posibles nexos con el presunto líder del Cartel de Jalisco Nueva Generación, Francisco Navarrete, quien habría financiado su campaña en Veracruz.

Marko Cortés dijo que la justicia no debe tener tintes partidistas y exigió que no haya impunidad independientemente del cargo que se desempeñe y exigió al presidente nacional del PRI, Manlio Fabio Beltrones “que informe qué tipo de vínculo hay en Veracruz con sus operadores políticos, con sus candidatos, con la delincuencia organizada.

Esto debido a la nota de una detención de Francisco Navarrete, quien fuera coordinador de campaña de un diputado federal priista  de Veracruz. Nosotros solicitamos que el Presidente Nacional del PRI no informe qué es lo que está pasando en Veracruz ¿Acaso se está preparando una narco elección? También exigir que el diputado vaya ante las autoridades y aclarar su relación con quien le coordinado la campaña.

En tanto, el presidente de la Junta de Coordinación Política en el Senado, Emilio Gamboa dijo que no se puede, de ninguna manera, “dejar que se meta al Congreso el crimen organizado ni al gobierno de la República. Es muy peligroso, con eso no se puede jugar y quien tenga responsabilidades, aunque tenga fuero, tiene que  cumplir primero con la ley”.

Dijo que es la PRG quien tiene que realizar una investigación a fondo y en el Congreso “tienen que tomar decisiones de qué van a hacer respecto a eso”.

Por separado el presidente de  la mesa Directiva, Jesús Zambrano, dijo que es necesario que la PGR, a través de la SEIDO esclarezca los hechos y “si hay responsabilidad,  que se proceda conforme a derecho”, y  negó que se trate de un asunto generalizado en el Congreso.